Fábrica de San Carlos. Es su historia.

 

INDUSTRIA

El último vestigio de la Fábrica de San Carlos

  • Antiguos trabajadores de la factoría emprenden una campaña para salvar la única muestra que queda de su pasado

0001818465_560x560_jpg000

Fotografía procedente del archivo de la factoría que muestra una serie completa de piezas ya terminadas.

Arturo Rivera san Fernando | Actualizado 19.04.2015 – 01:00

Más que de patrimonio es una cuestión de memoria. Un grupo de antiguos trabajadores de la desaparecida Fábrica de San Carlos (FSC) -auténticos veteranos y testigos del mejor pasado industrial de La Isla- ha emprendido una campaña para rescatar los cañones que languidecen en el solar que se extiende donde antes se levantaba la escuela de artillería y dirección de tiro de la Armada, Janer. Les preocupa su lamentable estado de conservación, que se ha acelerado tras la demolición del recinto que ahora está en manos de Zona Franca y donde se proyecta levantar un parque comercial y empresarial. Si nadie actúa -advierten- es más que probable que estas piezas se pierdan o terminen convertidas en simple chatarra. De hecho, lamentan, su degradación avanza inexorablemente a medida que pasan los días, como se aprecia incluso con un simple vistazo desde la autovía.

0001818467_560x560_jpg000

Una de las piezas del montaje NG53, ya concluida, en San Carlos.

Las piezas -sobre todo una de ellas, el montaje doble que perteneció al destructor Oquendo– importan. Este grupo de antiguos operarios de FSC lleva semanas llamando a las puertas de los despachos para hacérselo ver a todo el que ha querido prestar oídos a su causa. Pretenden una solución, que necesariamente tiene que venir de los responsables políticos.

No se trata de que las piezas sean una maravilla técnica o de una joya industrial de la época -que también podría ser el caso- sino de una cuestión más emotiva: estos cañones, casi con toda probabilidad, son el último vestigio que queda de la extinta Fábrica de San Carlos, ejemplo y testimonio de la grandeza que alcanzó la factoría allá por la década de los 50 del siglo pasado, antes de que comenzara el progresivo declive que concluyó en 1999 con el peor final posible, su desaparición.

Ése es su valor, que es lo único que queda de FSC. Y por ello insisten en la necesidad de intervenir para rescatarlo del olvido al que están sometidos estos cañones en el Janer. Hoy, la antigua escuela de artillería -donde las piezas estuvieron expuestas durante décadas al caer en desuso-se ha convertido también en un solar, exactamente igual que la antigua factoría de la que salieron hace más de medio siglo. Los antiguos operarios que vieron cómo se fabricaron estos cañones y que hoy intentan evitar su desaparición no se resisten a poner de manifiesto esta trágica coincidencia.

¿Y por qué rescatar estas piezas? No es simple nostalgia. Es algo más. “Detrás de esos cañones está la historia de la Fábrica de San Carlos. Y detrás de San Carlos está la historia de miles de trabajadores. Y detrás de ellos, la de miles de familias de La Isla durante 90 años de vida”, argumentan. Es sencillo. Recuperar los cañones y exhibirlos en algún sitio no es sino rescatar y cumplir con la memoria histórica del San Fernando del siglo XX, con ese pasado industrial épico del que hoy apenas quedan los rescoldos.

Es cierto -recuerdan- que en una rotonda del polígono de Fadricas se conserva también una antiguo taladro industrial de grandes dimensiones que procedía de FSC. Pero aquello es diferente. Es una herramienta. Y los cañones -especialmente el montaje doble de artillería que se utilizó para los destructores del tipo Oquendo– constituyen todo un ejemplo de lo que la factoría era capaz de hacer en sus mejeros tiempos. El último ejemplo, además.

Para contar la historia de los cañones olvidados en el solar de Janer hay que remontarse a los años 50 del siglo XX. Un detallado informe elaborado por un ingeniero naval que colabora con este grupo de antiguos operarios de San Carlos explica cómo se llegaron a fabricar estas piezas en La Isla y da buena cuenta de su importancia industrial.

Por entonces, resalta el documento, la Armada proyectaba construir en Ferrol una serie de ocho cañoneros tipo Pizarro de unas 1.710 toneladas de desplazamiento. Para su armamento se contaba con cañones de calibre de 105 milímetros de origen alemán. Pero dada la situación de la industria germana tras la segunda Guerra Mundial resultó imposible.

Fue entonces cuando la Fábrica de San Carlos, de la Sociedad Española de Construcciones Naval, apareció en escena. Basándose en los cañones que artillaron los destructores de la serie Antequera, que habían salido todos de esta factoría, se estaba desarrollando un montaje doble del mismo calibre, aunque con un diseño totalmente distinto. El montaje, que se denominó NG48, se probó con éxito en el polígono de Torregorda y la Marina lo instaló en cada uno de los cañoneros de la serie a partir de 1953. En su construcción trabajó un equipo muy cualificado de jefes de taller, maestros, operadores de máquinas, ajustadores y montadores. Eran lo mejor de FSC.

0001818466_560x560_jpg000

La pieza de artillería que permanece en Janer, muy mal conservada.

Pero tuvieron una corta vida. La historia volvió a cambiar tras los acuerdos que se alcanzaron con los Estados Unidos para montar las direcciones de tiro MK37, lo que obligó -a partir de 1958- a desmontar toda la serie NG48 porque era incompatible con el sistema norteamericano. En FSC se desarrolló otro montaje -el NG53- que paradójicamente era inferior a su precedente en algunas de sus características (velocidad, grado de elevación…). Estas piezas fueron las que se instalaron a principios de los 60 en los tres destuctores del tipo Oquendo que se estaban construyendo en Ferrol y que, luego, al quedar en desuso se trasladaron a la escuela de artillería de Janer. Eso explica la importancia que tiene también la pieza que se conserva en esta explanada para los antiguos trabajadores de la fábrica. Es su historia, la historia de la Fábrica de San Carlos. Su último vestigio.

….oOo….

La historia de la Iglesia de El Carmen

SAN FERNANDO | BICENTENARIO

El arquitecto Rafael Núñez explica la historia de la Iglesia de El Carmen

premio0012345

Información………..28/11/2013 14:04

La programación de las actividades que se integran en la Conmemoración del Bicentenario de la Concesión del Título de Ciudad continúa su curso. El pasado martes tuvo lugar en la Iglesia Conventual de El Carmen la conferencia ofrecida por el arquitecto isleño Rafael Núñez Jurado, que llevaba por título La Iglesia de El Carmen, sede de Las Cortes. El acto, organizado por el Área de Desarrollo de la Ciudad del Ayuntamiento, contó con la presentación del teniente de alcalde delegado de la misma, el popular Ángel Martínez.

Núñez Jurado realizó un ameno recorrido por la historia del señero templo isleño, comenzando con la génesis de su construcción y terminando con la salida de Las Cortes Constituyentes hacia Madrid, a través de una sucesión de hechos históricos, datos técnicos y, por supuesto, las inevitables anécdotas.

Tras la disertación, Ángel Martínez hizo entrega a Rafael Núñez de un obsequio, un facsímil de la Declaración del Título de Ciudad. Desde el Área de Desarrollo de la Ciudad se invita al público isleño a una nueva cita con la historia de nuestra ciudad en una nueva conferencia que también acogerá la Iglesia de El Carmen, en este caso el próximo martes, a cargo de Rafael Ibáñez Pérez, licenciado en Historia del Arte.

…..oOo….

¿Vamos a abandonar también el turismo?

Tony Simón Jiménez – Tribuna Joven

Ni a Camarón

 

Tony Simón Jiménez……22/09/2013 14:31

Ha llegado el día que no pensaba que viviría. Un tiempo donde ves que empiezan a suprimir elementos insignias de la ciudad, guste o no guste. Entonces te pones a pensar, ¿quién será el siguiente? Si han recortado por allá, ¿qué nos queda a los demás?

El otro día, con más silencio que otra cosa. Con una enorme discreción por parte del Ayuntamiento acostumbrado a sus sinuosas ruedas de prensa, a sus fotitos, a sus bombos y publicidad encantadora, retiraron cabizbajos el enorme cartel para el espacio de la “Fundación de Camarón”.

La verdad, no soy devoto de este personaje, principalmente porque no me gusta el estilo de música que hacía… A excepciones parecidas, como Medina Azahara, Triana y poco más… Pero el flamenco puro no lo aguanto. Es cuestión de gustos, lo siento. Volviendo al tema que nos interesa, este fue un personaje más de la Isla.

Intentamos levantar la ciudad de muchas maneras, con cargas de trabajo, con ayudas sociales, con eventos deportivos de gran calibre, con inversiones industriales y con turismo… Teniendo en cuenta que muchas cosas que he nombrado no las tenemos, ¿vamos a abandonar también el turismo?

Seamos realistas, el carnaval será de Cádiz capital, la Semana Santa de Sevilla, las playas de otros lares por mucha playa virgen que tengamos. ¿Qué nos queda? Las cortes, Camarón, la historia militar y las marismas.

Las marismas, como he dicho bastantes veces, no están siendo tan bien explotadas como debería. Para empezar, dejemos de ser unos guarros y vamos a parar de tirar mierdas a las aguas, ¿ok? Después, con unos parajes limpios hablamos de qué hacer correctamente.

Las cortes son durante un tiempo limitado, y a después de las actividades de la gran asociación de La Guardia Salinera y de la asociación del 24 de Septiembre de 1810… ¿Qué nos queda? Los últimos eventos no han atraído a mucha gente del exterior… Y es una pena.

La historia militar, después de tirar por tierra Janer, desde mi punto de vista, luego critíquenme lo que les dé la gana, es una pena. Una buena reformita y podríamos tener ahí algo más que historia. ¿Que no interesa como historia? Pues seguro que instalaciones para el alquiler para la práctica de Airsoft, Paintball o cualquier otro deporte que podría tener cabida en San Fernando hubiera venido bien. Ahora tenemos un bonito descampado para algo, no sé el qué. ¿Se sabe con total firmeza?

Camarón tampoco es que haya atraído a mucha gente, este año se demostró que la historia militar atrae más. No obstante, y es raro que yo rompa una lanza a favor de esto, ¿compensa seguir recortando en elementos turísticos? Un pueblo que olvida su historia, es un pueblo inculto.

Digo esto último porque recuerdo que la Calle Real desapareció del mapa para ser una vía bicéfala indefinida e incompleta, el ayuntamiento sigue sin acabarse, el castillo de San Romualdo se ha transformado en un bonito chalet de campo, ya no tenemos edificaciones militares por Janer y si salvamos a algo que sea al Castillo de Sancti Petri, si obviamos las capas de pintura chapucera que ha recibido.

Pues nada, tiraremos de algo, no sé de qué, pero con el turismo vamos retrocediendo sin frenos, sin medidas, sin nada… Ni a Camarón salvamos.

…..oOo…..

La historia de la popular hermandad del Nazareno

SAN FERNANDO

Un Nazareno de leyenda… y de cine

  • El realizador Antonio Morenilla graba un documental sobre la historia de la popular hermandad.

0001382142_560x560_jpg000

Actores, ayer, en el rodaje del documental sobre la historia de la hermandad del Nazareno.

Arturo Rivera san Fernando | Actualizado 20.06.2013 – 01:00

El Castillo de San Romualdo hizo ayer las veces de improvisado Mesón del Duque para recrear un momento clave de la historia de La Isla y de sus hermandades: el hallazgo de la venerada imagen de Nuestro Padre Jesús Nazareno, según cuenta la tradición más conocida.

Actores revestidos con ropaje de la época descargaron de un modesto carromato tirado por un mulo el baúl en el que luego dejarían olvidada la magnífica talla tras huir precipitadamente. Eso cuenta la leyenda del Nazareno. Una escena trascendental que, verdadera o no, se ha convertido en la piedra angular sobre la que se ha edificado la vida de una señera hermandad isleña.

Y esa historia, mil veces escuchada, cobró vida ayer por unos minutos bajo la batuta del realizador isleño Antonio Morenilla, al que la junta de gobierno de esta conocida hermandad ha encargado el rodaje de un documental sobre la fundación e historia de la cofradía, una iniciativa sin precedentes en San Fernando que tendrá su puesta de largo el próximo viernes en las instalaciones municipales del Centro de Congresos. Su hermano mayor, Miguel Ángel Cruciera , lo confirmaba a este periódico.

El proyecto, que ha contado con la decidida colaboración de la Delegación Municipal de Cultura, está ya en su fase final. El rodaje llamó la atención de numerosos isleños que pasaron por el entorno del Castillo de San Romualdo.

El responsable de Cultura, el primer teniente de alcalde, Francisco J. Romero, aplaudió ayer la iniciativa adoptada por la hermandad del Nazareno: “Resumir pasiones y emociones en imágenes es ambicioso, por eso muchos estamos impacientes por ver el resultado”, apuntó.

Del realizador -autor también de un trabajo sobre la hermandad de las Tres Caídas- destacó igualmente el primer teniente de alcalde “su proyección de futuro”. Para rodar este documental, el joven realizador, cámara en mano, ha captado también el día a día de los hermanos del Nazareno, desde sus cultos internos y habituales actos cofrades hasta la esperada salida procesional del Regidor Perpetuo en la madrugada del Viernes Santo. Su idea ha sido contar la historia de la hermandad pero también su vida diaria.

 
…..oOo…..