El hospital de La Isla ya funciona.

MEDICINA

El hospital empieza por la novena

  • Más de 100.000 euros ha invertido la Junta en la puesta a punto de esta planta para acoger las primeras hospitalizaciones de San Carlos
  • En una semana se han atendido ocho pacientes

0001946183_560x560_jpg000

El delegado del Gobierno andaluz, la delegada de Salud, la alcaldesa y el primer teniente de alcaldesa, ante el nuevo TAC instalado en San Carlos.

Arturo Rivera san Fernando | Actualizado 27.10.2015 – 01:00

Hace una semana que San Carlos se parece algo más a lo que la inmensa mayoría de la gente entiende que tiene que ser un hospital y menos a un centro de especialidades: no cierra por las tardes ni los fines de semana y tiene pacientes ingresados, médicos de guardia, enfermeros y auxiliares que hacen turnos por la noche…

Por ahora, son muy pocos los enfermos encamados que se atienden en el hospital isleño. Solo ocho han pasado por este centro sanitario que el Gobierno central cedió hace un año al Servicio Andaluz de Salud (SAS) durante la primera semana de la puesta en funcionamiento del nuevo área de hospitalización. Se trata además de estancias inferiores a las 48 horas y de casos con un perfil muy concreto, entre ellos, pacientes crónicos que a menudo requieren ingresos cortos o procedentes de determinadas intervenciones quirúrgicas.

El SAS ha contratado a dos especialistas de medicina interna para completar este nuevo servicio, aunque el grueso de la plantilla -enfermeros, auxiliares, celadores- procede del personal que Defensa transfirió con las instalaciones en 2014. Los enfermos son derivados desde el hospital del día de San Carlos, desde urgencias del Puerta del Mar o tras ser atendidos por el DCCU o el 061 siempre y cuando cumplan con los criterios que Salud ha establecido para estos primeros ingresos que pueden ser atendidos en este centro. Se trata además de pacientes isleños en casi la totalidad de los casos.

San Carlos ha empezado a ser un hospital por la novena planta, en cuya puesta a punto se han invertido más de 100.000 euros. El dato lo dio ayer el delegado del Gobierno andaluz en Cádiz, Fernando López Gil, que visitó las remozadas dependencias junto a la delegada territorial de Salud, Miriam Alconchel, y a la alcaldesa isleña, Patricia Cavada, a la que acompañó también su socio de gobierno, el andalucista Fran Romero.

El representante del gobierno andaluz en la provincia aludió al “amplio horizonte” que brindan las instalaciones de San Carlos en lo que actividad asistencial se refiere y repasó los hitos conseguidos durante el año que llevan en manos del SAS. La novena planta cuenta con 22 camas que se reparten en dos alas diferentes con once habitaciones individuales cada una. A ellas se suma el control de enfermería, la sala de curas, dos baños para pacientes asistidos, office y sala de sucio así como dos amplias salas; una de espera para los familiares y otra para los pacientes de prealta. Existe también un área reservada a los profesionales con consulta médica, sala de reuniones y una zona de descanso, así como un almacén y un despacho administrativo.

El SAS espera que en un breve plazo esta novena planta esté a pleno rendimiento. De hecho, en la octava también se están llevando a cabo actualmente obras de adaptación con el propósito de ampliar esta recién estrenada área de hospitalización con otras 22 camas más. Se pondrá en marcha en cuanto acaben los trabajos así que en un plazo de tiempo bastante corto el SAS pretende atender cerca de medio centenar de ingresos en San Carlos.

El delegado del Gobierno confirmó ayer que los planes del SAS -como adelantó este periódico la semana pasada- pasan por abrir hasta cuatro plantas de San Carlos. Es la previsión inicial, aunque evidentemente el hospital tiene capacidad para mucho más.

0001946184_560x560_jpg000

Una de las habitaciones de la novena planta de San Carlos.

La puesta en marcha de las hospitalizaciones, que llega cuando se acaba de cumplir el primer año de vida de San Carlos en el SAS, coincide también con la apertura de otros servicios que se consideran indispensables para que el centro empiece a funcionar como un hospital. Entre ellos se incluye un TAC que acaba de ser instalado y que el miércoles de la próxima semana se pondrá en marcha. Se calcula que hará unas 8.000 exploraciones anuales. La inversión que se ha llevado a cabo asciende a 360.000 euros y actualmente se está formando al personal que atenderá este servicio. López Gil y su comitiva tuvieron también ayer la oportunidad de ver este aparato de última generación ya instalado tras las obras de adaptación que se han tenido que llevar a cabo en San Carlos.

En la segunda quincena de noviembre se pondrá en marcha también la sala de radiología digital, en la que se invertirán unos 300.000 euros. El nuevo material llegó al hospital isleño hace unos días y actualmente se trabaja en su instalación. El mamógrafo digital y la resonancia magnégica, que supondrá una inversión de 650.000 euros, se pondrán en marcha a principios de 2016.

Y las obras del servicio de urgencias se llevarán a cabo, según López Gil, en cuanto que sea posible. En conjunto, estos nuevos servicios sumados a las especialidades y a las intervenciones de cirugía mayor ambulatoria definen el modelo funcional que seguirá el hospital de La Isla.

……oOo…..

Falta de atención, hiperactividad e impulsibilidad

SAN FERNANDO

Trastorno por déficit de atención a hiperactividad (TDAH)

Trastorno-por-deficit-de-atencion-con-hiperactividad-300x295

elcastilodesanfernando…..Publicado el: Lun, 24 jun, 2013

¿De qué hablamos?

El trastorno por déficit de atención con hiperactividad (TDAH) se define por la presencia de un patrón de comportamiento con persistente falta de atención, hiperactividad e impulsibilidad, más frecuente y grave que lo que se observa en personas con un nivel comparable de desarrollo. Estos síntomas principales no pueden ser explicados por otro proceso, deben estar presentes al menos durante 6 meses, haberse iniciado antes de los 7 años, presentarse al menos en 2 ambientes (ej. escuela  y casa) y tener una repercusión importante en las funciones social, académica o laboral.

Aunque habitualmente coexisten en menor o mayor grado los 3 síntomas, hay patrones en los que predomina uno de ellos:

  • TDAH con predominio hiperactivo-impulsivo, en el que predomina la dificultad de autocontrol.
  • TDAH con predominio déficit de atención, en el que predomina la dificultad de atención.
  • TDAH de tipo combinado, que presenta síntomas de inatención, impulsividad e hiperactividad.

La frecuencia del TDAH varía de unos trabajos a otros según los criterios diagnósticos utilizados y la población estudiada. En algunos estudios hechos en España se estima que está entre un 3 y un 6% aunque hay múltiples trabajos con resultados muy dispares: 1.7 a 16.1%, con un aumento considerable en los últimos años. Es uno de los trastornos psicológicos diagnosticados con más frecuencia en los niños.

La prevalencia en la edad adulta es del 2,5%. Es más frecuente en varones (3:1 o incluso 4:1).

La causa del TDAH es desconocida. Parece existir una predisposición genética, aunque el bajo nivel educativo de los padres podría ser un factor de riesgo. Se estima que los casos heredados oscilan entre el 55-92% de todos los sujetos con TDAH y generalmente por vía paterna. Los niños de familias con nivel económico más bajo son diagnosticados con mayor frecuencia de TDAH.

¿Cómo se diagnostica?

Tanto los pediatras como los médicos de atención primaria deberían descartar el diagnóstico de TDAH, en pacientes entre los 4 y 18 años de edad que presenten síntomas de inatención, impulsividad, hiperactividad y bajo rendimiento escolar.

El diagnóstico es clínico y no existe ninguna prueba objetiva con utilidad diagnóstica. Debe hacerse una observación clínica detallada y recoger información exhaustiva del niño a partir de sus padres y profesores mediante una evaluación completa y laboriosa que puede apoyarse en el uso de escalas, como, por ejemplo, la de Conners.

Los síntomas principales son la inatención (pobre concentración), la hiperactividad y la conducta impulsiva. Al realizar la historia clínica debemos estar pendientes de si:

  • Tiene problemas para concentrarse en las tareas, no presta la debida atención a los detalles o comete errores en las tareas escolares por descuido.
  • Le cuesta organizar las actividades o rechaza las que requieren esfuerzo mental por mucho tiempo (como tareas escolares o quehaceres de la casa).
  • Se distrae con frecuencia, tiende a ser olvidadizo en la vida diaria.
  • Le cuesta no mover las manos ni los pies mientras está sentado y se levanta de la silla cuando se quiere que permanezca sentado.
  • Tiene problemas para jugar o disfrutar tranquilamente de las actividades de recreación.
  • Tiende a contestar sin haber oído antes toda la pregunta y le cuesta esperar su turno.

El niño puede tener más marcado un síntoma que otro y variar a lo largo de la vida, pero deben estar presentes al menos durante 6 meses, su inicio ser anterior a los 7 años de edad y que no se puedan atribuir a ningún otro trastorno mental. Además debe existir evidencia clara de una alteración en el funcionamiento social, escolar o laboral. El médico debe valorar la existencia de trastornos emocionales o de conducta, problemas del desarrollo u otros problemas físicos.

Aunque el coeficiente intelectual puede ser normal o alto, el rendimiento escolar suele ser bajo, especialmente en la adolescencia y puede haber una comorbilidad importante: 35.2% trastorno oposicional desafiante, 25.7% trastorno de conducta, 18.2% problemas depresivos y 25.8% problemas de ansiedad.

¿Cómo se trata?

El objetivo del tratamiento es conseguir una reducción en la hiperactividad, la impulsibilidad y el déficit de atención con los mínimos efectos secundarios.

El abordaje terapéutico debe ser multidisciplinar y multicomponente y debe ajustarse a las características personales, familiares y sociales del individuo. No son recomendables tratamientos dietéticos especiales ni antipsicóticos. Las medidas terapéuticas disponibles son:

Tratamiento psicológico

Se utilizan programas de entrenamiento en modificación de conducta para padres y educadores que pueden tener un efecto positivo en la conducta del niño y en la sobrecarga paterna, aunque las evidencias no son muy fuertes y es frecuente el abandono de los padres. Este abordaje es más eficaz en la edad preescolar y es de elección en niños de 4-5 años.

El entrenamiento de padres en grupo es la opción más recomendable en los lugares en los que este servicio está disponible. Parece menos efectivo en familias con problemas económicos, en este caso se beneficiarían más de terapias individualizadas.

Estos niños generan muchas tensiones en las familias derivados de sentimientos de culpa o incompetencia educativa en los padres que pueden llevar a castigos frecuentes o al abandono de cualquier tipo de disciplina. Por ello es importante apoyar a estas familias, interesándonos por el impacto de la enfermedad en cada uno de sus miembros, por sus propias necesidades sociales o psicológicas y derivarlos a grupos de autoayuda si fuera necesario.

Debe aconsejarse a los padres que simplifiquen las reglas de casa explicitándolas por escrito y aclarando las consecuencias de cumplirlas o de romperlas. Los límites deben ser comprensibles y estables. Las instrucciones deben ser dadas de una en una y en oraciones simples y cortas, asegurándonos que nos entiendan y permitirles desarrollar una actividad física enérgica durante un período de tiempo corto (quince a veinte minutos) para volver nuevamente a las normas. No consentir la manipulación y reconocer los valores positivos del niño de forma persistente.

Tratamiento psicopedagógico

Se han ensayado programas de intervención en la escuela, sin encontrar evidencia clara de su efectividad. Sin embargo el conocimiento acerca de la enfermedad y el apoyo del profesorado son una parte importante del abordaje de estos niños. El niño debe estar integrado en aulas regulares, poco numerosas, que no concurran más de dos en la misma clase y con profesores con la formación necesaria.

Estrategias para hacer frente a déficits de rendimiento, promover una conducta adaptativa y mejorar las habilidades de auto-control, académicas y sociales con intervenciones combinadas en casa y en la escuela son más eficaces que abordajes de ambos ambientes por separado.

Tratamiento farmacológico

Los fármacos que se prescriben con mayor frecuencia para los pacientes con diagnóstico de TDAH son el metilfenidato (único de los psicoestimulantes comercializado en España) y la dextroanfetamina. También se han utilizado los antidepresivos tricíclicos y más recientemente la atomoxetina, un inhibidor selectivo de la recaptación de noradrenalina.

La Asociación Americana de Pediatría, recomienda:

  • No utilizar psicofármacos en niños de 4-5 años como primera opción terapéutica. Puede usarse metilfenidato en casos moderados o graves que no respondan al abordaje no farmacológico.
  • En niños de 6-11 años utilizar metilfenidato junto a  programas de modificación de conducta para padres y educadores. Metilfenidato controla los síntomas del TDAH y generalmente es bien tolerado. Es el fármaco más eficaz, atomoxetina como segunda opción.
  • En niños de 12-18 años utilizar medicación estimulante más terapia conductual.

En el adulto las anfetaminas mejoran los síntomas del TDAH a corto plazo, aunque la corta duración de los estudios y los criterios de inclusión restrictivos utilizados limitan la validez externa de estos hallazgos. Además, la posibilidad de que los resultados de los estudios incluidos estén sesgados es alta, lo que podría dar lugar a una sobrestimación de su eficacia. El tratamiento de elección en el adulto es el metilfenidato, que ha demostrado beneficio junto con la terapia cognitivo conductual.

….oOo….

La fe te hace llegar

CIENCIA Y RELIGIÓN

Blanca López Ibor: “El día que dejes de llorar por la muerte de un enfermo dejarás de ser médico”

ibor0001

Información….. 19/02/2013 20:02

El Centro de Congresos Cortes de la Real Isla de León en San Fernando, acogió la segunda de las conferencias del Ciclo La fe te hace llegar, a cargo de Blanca López Ibor, jefa de Oncología Pediátrica del Hospital Universitario Montepríncipe de Madrid, que expuso el tema Fe, Cultura y Enfermedad.

El encargado de abrir el acto fue el alcalde de la ciudad, José Loaiza, que no pudo quedarse a la conferencia por motivos de agenda “Los diferentes compromisos de la alcaldía me impiden quedarme a actos a los que a uno le gustaría estar”.  Loaiza alabó el trabajo de los profesionales de la medicina diciendo que “yo no podría ser médico porque no resistiría”.

ibor00012

Por su parte, el consejero delegado del grupo de empresas Hospital Centro Médico Chiclana, Carlos Bascuas, hizo un breve perfil de la doctora López Ibor y referencia a distintos aspectos de la vida de la doctora en los que se muestra su humanidad, como él mismo aseguró, “ella no trata la enfermedad del cáncer, ella trata a los niños con cáncer. Los niños de su unidad se duermen con el padre y la madre y se despiertan con el padre y la madre. Estuve en su hospital y no vi sensación de tristeza, salí de allí con alegría porque eso era lo que transmitían sus pacientes y sus familias”.

La doctora comenzó su intervención advirtiendo que ella no era filósofa, sino médico. “Yo no sé si soy la mejor para hablar de fe, cultura y enfermedad; yo hablo de lo que yo sé, del trabajo que yo hago”. Así, aportó un dato, esperanzador de los casos de éxito en los niños con cáncer. “Con el paso de los años el porcentaje de curación del cáncer infantil va en aumento. Actualmente, se cura un 75 por ciento de los casos”.

Continuó hablando del médico como persona y profesional diciendo que “aprendemos a hablar y no a escuchar; aprendemos una medicina cada vez más defensiva. Un médico que te habla mal es porque está asustado”.

De otro lado, la doctora López Ibor destacó, ilustrando con imágenes de enfermos tratados por ella, la importancia de la relación directa con el paciente. “Es el enfermo el que nos enseña que la medicina es ciencia. Miramos a los ojos del enfermo y descubrimos al niño, y eso es lo que tratamos. En nuestro trabajo tenemos que ir conociendo el proceso de enfermar. Cuando todo parece que se derrumba tenemos que explicar el diagnóstico, explicar el tratamiento y sus objetivos hablando del pronóstico. Nosotros le explicamos al niño su enfermedad y su tratamiento con un lenguaje adaptado a él. Atender el sufrimiento del enfermo y el de su familia mejora la calidad de vida”.

López Ibor explicó que no sólo tratan al niño desde el punto de vista médico. “Apostamos por el niño y su futuro mediante su educación, facilitando la tolerancia al tratamiento, apoyando a la recuperación de una vida normal y apoyando a su familia”.

En cuanto a la fe, Blanca López Ibor confesó que no da ningún caso por perdido, a pesar de que los estudios médicos sean desfavorables. “Me he dado cuenta de que niños que en un primer momento tenían pocas posibilidades de vivir han salido adelante. La fe te ayuda a buscar el sentido en tu trabajo y te ayuda a ser una persona más feliz. Desde que encontré a Jesús mi vida cambió en todos los sentidos”.

Asimismo, la jefa de Oncología Pediátrica del Hospital Montepríncipe, mostró su preocupación por las familias que sufren un caso de cáncer. “Nos preocupa el futuro de los padres cuando los niños mueren, para ello tenemos, en el hospital, una unidad especial que les atienden”.

Un auditorio completamente lleno aplaudió durante algunos minutos la intervención de la doctora, que respondió preguntas de los asistentes. Destacó la pregunta de un pediatra en la que hacía referencia a cómo poder superar la muerte de un paciente, algo que le afectaba profundamente en su día a día, como él mismo expresó. A la cuestión, la doctora López Ibor respondió que “el día que dejes de llorar por la muerte de un enfermo dejarás de ser médico”. Una respuesta que emocionó a todo el auditorio.

Clausuró la ponencia el delegado episcopal para el Diálogo Fe-Cultura de la diócesis de Cádiz y Ceuta, José María Bravo, que reconoció que en varias ocasiones, durante la intervención de la doctora, se le había hecho un nudo en la garganta, incluso saltado las lágrimas. “Recordaremos este día. Para nuestra experiencia de vida podremos decir: una vez estuve en una conferencia y oí esto. Agradezco a Blanca la sencillez con la que nos ha expuesto su vida. Esta tarde ha sido un ejemplo de cómo no salir corriendo ante el sufrimiento del otro”.

….oOo…..

Aula de Pacientes

SAN FERNANDO | MEDICINA

La Isla acoge el Aula de Pacientes de la UCA y la Fundación Grünenthal

obras123456

Centro de Congresos Cortes de la Real Isla de León

Información….. 05/02/2013 14:49

El Centro de Congresos Cortes de la Real Isla de León va a acoger el Aula de Pacientes de la Cátedra Externa del Dolor de la UCA y de la Fundación Günenthal, iniciativa en la que colabora el Consistorio isleño y el Club de Atletismo Carmona Páez. Será el próximo martes 12 de febrero a las 19.00 horas.

La Cátedra Externa del Dolor Fundación Grünenthal-UCA tiene el objetivo de hacer entender a la población el por qué de su dolor y cuáles son los tratamientos de los que se disponen. Para ello viene desarrollando desde sus inicios en 2010 el Aula de Pacientes, que se ha dedicado a diferentes temas de interés en el que los especialistas ofrecen una exposición clara y amena, tras la cual se abre un turno de debate en el que los asistentes pueden resolver sus dudas más concretas.

Este año el Aula de Pacientes enfoca su labor educativa en torno al deporte, con un programa que incluye tres conferencias. La primera de ellas, Lesiones deportivas, será pronunciada por el doctor Antonio Fernández Cubero, director de los Servicios Médicos del Cádiz Club de Fútbol. La segunda lleva por título La fisioterapia en la recuperación de la lesión deportiva, que correrá a cargo de Rafael García León, fisioterapeuta de UGC Puerto Real Distrito Sanitario Bahía de Cádiz-La Janda. CierrA el ciclo el doctor Luis Torres Morera, jefe de la Unidad del Dolor del Hospital Puerta del Mar.

….oOo….